Ultimas Noticias

Inicio > Código > Noticias

UN CATÁLOGO RAZONADO DEL PENSAMIENTO EN DERECHOS HUMANOS

  por JUAN ARCHIBALDO LANÚS

"EL PROYECTO DE CÓDIGO DE DERECHOS HUMANOS DEL IIDH-AMÉRICA ASUME LOS CONTENIDOS ESENCIALES DE LOS DE LOS TRATADOS INTERNACIONALES VIGENTES"

Comento aquí un Tratado y un Código de excepcionales características. Se trata del Código de Derechos Humanos escrito y publicado por el escritor y filósofo Daniel E. Herrendorf (1).  Si su vocación final es ofrecer al público un proyecto de Código de Derechos Humanos, para llegar a ello el doctor Herrendorf nos ofrece en sus primeros cuatro grandes tomos lo que podría llamar un catálogo razonado del pensamiento que nutre los antecedentes del concepto de Derechos Humanos que aparece en el derecho positivo recién en el siglo XX tanto a nivel nacional como multilateral.

 

El Código que propone -abierto y que ha de variar según las tradiciones de cada país- es el primero a nivel mundial en la historia de los Derechos Humanos.

 

Con su vasta cultura, su sensibilidad y su sorprendente capacidad de investigación, Herrendorf nos ofrece una obra que supera lo que hasta ahora se ha escrito en la materia. Analiza separadamente el pensamiento de autores como Emmanuel Kant, Bertrand Russell o Jacques Maritain, a la vez que vuelve a actualizar la célebre polémica que tuvo lugar en el siglo pasado entre los filósofos Hans Kelsen y Carlos Cossio.

 

El proyecto de Código asume los contenidos esenciales de los tratados internacionales vigentes, pero sus derechos, garantías, declaraciones y principios fueron desarrollados de acuerdo al magisterio iniciado por el Papa Francisco desde su Exhortación Apostólica Evangelii Gaudium de noviembre de 2013. Hambre e ignorancia cero, preservación perpetua de la Paz, adopción universal de niños huérfanos o abandonados, protección esencial de los migrantes. 

 

A esos derechos se añaden otros como el desarme unilateral y el desmantelamiento progresivo de toda fuerza armada.

 

Estas coincidencias con el Pontífice se evidencian por las prioridades que confiere el Código al problema de las migraciones y el refugio, la lucha tenaz contra la miseria indescriptible, la función social de la propiedad ya sostenida por Juan Pablo II en Puebla en 1979, y la protección contra las formas de acoso y la trata de personas y de niños en particular.


El Código , en resumen, está enfocado a erradicar definitivamente la miseria, la desnutrición y la ignorancia y para lograr esos propósitos insiste en una pedagogía que pone énfasis en la inteligencia y la estima personal. 

En este sentido Herrendorf sigue las grandes tradiciones de la antigüedad cuando el centro del interés protegido era la DIGNIDAD de las personas, que en griego quiere decir "estar erguido".

 

Este proyecto responde a un desafío cuya importancia es cada vez más evidente, frente a las grandes mutaciones que está experimentando la vida humana en el planeta . Si bien de lo que se trata es de la protección de la vida en todas sus manifestaciones, el asunto es más complejo que imaginar como podemos proteger al ser humano contra la locura de los Mugabe de Zimbawe, de Kim Jong II en Corea del Norte o del Emperador Bocassa, sino cómo hacer frente a las amenazas del aumento de la población en el mundo, de las migraciones, del avejentamiento de la población en muchos países, de los desastres medioambientales, en fin de la "inseguridad".

 

La evolución cuantitativa de estos fenómenos tendrá efectos cualitativos. 

 

Toda persona tiene derecho a la "seguridad" dice el artículo 3 de la Declaración Universal de Derechos Humanos de 1948, pero hay cientos de miles de familias desplazadas por la violencia generalizada. Frente al doble lenguaje de muchos países -no olvidemos que las detenciones ilegales en la base de Guantánamo continúan a pesar de las promesas de su levantamiento y los 20.000 chicos que en el mundo mueren por día de enfermedades perfectamente evitables- la tarea es enorme y en todos los frentes.

 

No olvidemos que estos desafíos son nuevos en la medida que la concepción de Derechos Humanos es relativamente reciente. La Convención de la Sociedad de las Naciones aprobada por la Conferencia de Versailles en 1919, después de una guerra sangrienta , nada dijo sobre los derechos humanos . Si bien es cierto que existen dos antecedentes célebres en el siglo XVIII que son la Declaración de Derechos de Virginia de la independencia de los Estados Unidos en 1776, y la Declaración del Hombre y del Ciudadano en 1789 por la Convención en Francia, fue en nuestro continente donde por primera vez se proclama la protección internacional de este tipo de derechos . 

 

Fue antes de que la Conferencia de San Francisco aprobara la Carta de las Naciones Unidas: en la Conferencia de Chapultepec de 1945 se sancionó por primera vez la protección internacional de los derechos humanos.

 

En América Latina tenemos la gran responsabilidad no sólo de consagrar el perfeccionamiento de nuestro cuerpo legal de normas destinadas a proteger los Derechos Humanos y de garantizar su aplicación, sino de participar en los esfuerzos humanitarios que desarrolla la comunidad mundial para promover la dignidad del ser humano que como dije está hoy amenazada por fenómenos nuevos. 

 

Pico de la Mirandola en su Discurso sobre la Dignidad del Hombre decía en el siglo XIV que había tres condiciones básicas para la vida de un ser humano: el derecho inalienable a la discrepancia, el respeto por las diversidades culturales y religiosas y, finalmente, el derecho al crecimiento y enriquecimiento de la vida a partir de la diferencia. Ese designio continúa siendo el de nuestro tiempo.

 

Daniel Herrendorf nos invita a reflexionar sobre la idea de codificar las normas que integran la legislación y los importantes tratados internacionales de Derechos Humanos. 

 

______

(1) HERRENDORF, Daniel E., "Tratado Internacional de Derechos Humanos", cuatro tomos, Ed. Thomson-Reuters, Buenos Aires 2014.

 

© Juan Archibaldo LANÚS

 

26/02/2016




Más articulos

LA MODERNIDAD LÍQUIDA

IIDH-AMÉRICA / ZYGMUNT BAUMAN

Conozca el Código de derechos Humanos.